7 consejos para cifrar tu información

La privacidad se ha convertido en un tema de suma relevancia por los distintos casos en los cuales se ha expuesto información sensible, tanto en las empresas como de manera personal. Basta recordar los recientes casos de filtración de fotos de famosas.

Cada vez es mayor la cantidad de información que se genera y almacena en distintos dispositivos, por lo que se vuelve una tarea indispensable protegerla ante los diversos riesgos que existen. Una manera de cumplir con esta meta es a través del cifrado.

Con anterioridad hemos revisado este tema, y se han dado respuestas a la pregunta ¿por qué debería cifrar mis datos? En esta publicación vamos a revisar algunas consideraciones relacionadas y te daremos 7 consejos para cifrar tu información:

1. Protege las llaves de cifrado

La efectividad del cifrado está en función de las llaves utilizadas. Si la llave que ha sido utilizada está comprometida, también lo estará la información cifrada con ella, por lo que protegerlas es clave para mantener los datos privados.

Si se pierden o no se puede tener acceso a ellas, es probable que los datos cifrados no puedan recuperarse. Además, si se utilizan contraseñas para protegerlas, es importante que sean complejas y de longitud superior a 8 caracteres. Para más información, revisa el artículo Construyendo una contraseña larga y segura.

2. Utiliza algoritmos de cifrado de dominio público

La ventaja de emplear algoritmos de cifrado de dominio público como AES (Advanced Encryption Standard) o Blowfish, recae en el hecho de que son revisados continuamente por la comunidad científica y académica. También son puestos a disposición de investigadores en la materia, para identificar errores en su implementación, por lo que son menos propensos a contener fallas que un algoritmo propietario.

3. Cifra la información almacenada

Es probable que no se requiera cifrar toda la información generada, pero aquella que es sensible seguramente debe ser protegida. En estos casos, cuando es necesario mantener la confidencialidad de los datos almacenados, es posible cifrar los archivos, carpetas, incluso el disco duro completo.

La mayoría de los sistemas operativos soportan al menos una opción, en el mejor de los casos permiten todas. También existen opciones para cifrar la información en dispositivos removibles o en dispositivos móviles como tabletas y smartphones; puedes consultar la Guía de cifrado personal para conocer estos procedimientos.

4. Cifra la información transmitida

La información que enviamos y recibimos es vulnerable cuando se transmite, ya que puede ser interpretada si los datos no están cifrados. En estos casos, es recomendable utilizar protocolos seguros (por ejemplo HTTPS o SSH) cuando se realizan conexiones o se utiliza algún servicio en Internet, como correo electrónico o redes sociales.

Adicional a esto, las herramientas que cifran el texto antes de ser enviado o los archivos, son de gran utilidad. En caso de que los datos sean interceptados, es necesario contar con la clave con la cual se cifró para poder acceder a la información.

5. Emplea la última versión del software de cifrado

Algo que continuamente se recomienda cuando se habla de software, está relacionado con el uso de las últimas versiones del mismo, ya que las fallas que han sido identificadas se corrigen con las actualizaciones.

6. Respalda la información confidencial

No es una novedad que los respaldos son de gran ayuda cuando surge algún incidente relacionado con la información, por lo que respaldar los datos confidenciales de forma segura es una buena práctica considerada cuando se cifra.

Esto permite que, en caso de perder un dispositivo o las llaves de cifrado que protegen los datos, será posible recuperar la información. Para mayor información sobre los aspectos a considerar durante el respaldo de información se puede consultar la Guía de Backup.

7. Utiliza otras soluciones de seguridad

El cifrado contribuye a mantener la confidencialidad de la información, pero no funciona contra malware, vulnerabilidades no corregidas o ataques de Ingeniería Social. Por eso, es necesario mantener la seguridad de la computadora utilizando otras medidas, como una herramienta contra códigos maliciosos, ya que si está infectada, es probable que intrusos puedan comprometer el cifrado.

Con estas consideraciones tendrás una mejor experiencia cuando emplees alguna herramienta para el cifrado de datos, en busca de mantener tu privacidad. Esperamos que te sean de utilidad para proteger tu información –ya sea personal o dentro de una organización.

Créditos imagen: ©Ervins Strauhmanis/Flickr

Autor , ESET

Síguenos