Cómo extender la vida útil de tu infraestructura tecnológica

¿Recuerdas cuando un disco rígido de 100 Gigabytes era enorme? ¿Cuando nadie podía imaginar qué hacer con un disco rígido “tan grande”? Pero lo hicimos. Ahora, si solo tienes un disco rígido de 1 Terabyte, casi podría decirse que das lástima. Lo mismo ocurre con las redes. Hace un tiempo atrás, pensábamos que una red de 10/100 Mbits/s haría todo lo que podrías necesitar. Pero los tiempos han cambiado.

El problema es que en aquel entonces uno pasaba los cables pensando que nunca íbamos a necesitar ir más rápido que 100 Mbits/s, y ciertamente ni hablar de 1 Gbps por el resto de tu vida. Pero sucedió. Ahora existe una nueva tecnología que hace que tu red supere un Gbps. Para ser más precisos, es de 2,5 a 5 veces más rápida.

Es mucho más difícil interceptar tráfico a través de fibra óptica sin que se note

Es cierto que podrías poner una red de 10 Gbps si estuvieras haciendo una nueva instalación, pero no puedes transferir esa cantidad de datos en un edificio repleto de cables de categoría 5e o 6. Aunque siempre está la opción de volver a pasar los nuevos cables de fibra óptica, este tipo de trabajo no es el pasatiempo favorito de nadie. En especial cuando aún no usas tu red al 100%. Si no amas hacer instalaciones de cables, la idea de rastrear tu cableado existente te encantará aún menos. Probablemente deberías inscribirte en un curso de 12 pasos antes de comenzar: lo necesitarás.

En la exposición Interop, se armó un laboratorio de pruebas donde se muestra una nueva tecnología llamada NBASE-T: esta tecnología es capaz de hacer pasar mucho más que 1 Gbps por esos viejos cables de cobre. Incluso se creó un consorcio de proveedores que suministran todo lo necesario: convertidores, agregados, interfaces de red y similares para hacerlo posible.

La fibra óptica es cada vez más económica (lo suficiente como para que la gente normal la pueda utilizar)

En caso de que decidas instalar unos rollos de fibra óptica, ahora están a tu alcance. Los precios de la fibra óptica aparecían en letra muy pequeña en los folletos, o directamente no se incluían para no asustar a los clientes. Pero esto ya no sucede. Fue posible comprar un cable de conexión de fibra óptica de 2 metros del fabricante allí mismo en Interop, por alrededor de 10 dólares. Puedes conectar este cable de fibra óptica en un adaptador de cable de fibra a cable eléctrico, que cuesta alrededor de 50 dólares, y conectarlo a diversos interruptores que admiten puertos duales SFP, es decir que pueden aceptar cables eléctricos tradicionales Cat 5e o 6, o su versión óptica con una enchufe para el mismo receptáculo.

Y la velocidad es donde la fibra óptica supera con creces al cobre, incluso con NBASE-T. Mientras que tienes que trabajar para conseguir que el cableado de cobre logre transferir 10 Gbps, con la fibra óptica ni siquiera entrarás en calor. Aunque existe la posibilidad de que en el futuro previsible necesites escalar a 100 Gbps, con la fibra óptica solo tendrías que cambiar los puertos SFP, dado que la fibra aún será capaz de manejarlo sin problemas.

Y si preocupa la seguridad, recuerda que es mucho más difícil interceptar tráfico a través de fibra óptica sin que se note.

Asimismo, si bien el cable de cobre puede utilizarse para un cableado de alrededor de cien metros (lo sé, a veces se usa en tramos más largos), la distancia para la fibra óptica se mide en varios kilómetros, como 40 o a veces más, según lo potentes que sean los lásers/LED.

Las empresas de conmutadores y enrutadores al fin están bajando sus precios, principalmente debido a que pasan el costo del puerto a los fabricantes de puertos SFP y simplemente proporcionan las pequeñas cajitas donde éstos se enchufan. Encontré algunos routers de menos de 100 dólares que tienen soporte para al menos un puerto SFP, es decir que te permite routear nodos distantes con cable de fibra y luego enchufar el cableado a tu red existente con Cat 5e o 6, que ya tienes implementada y funcionando. Si consigues algunos puertos SFP más para tu conmutador o enrutador, puedes comenzar a reemplazar más cable de fibra óptica a medida que los vas incorporando de modo de probar su funcionamiento de a poco.

De una u otra forma, con cable de cobre o fibra, ya no necesitas invertir millones de dólares para hacerlo. Y si tienes la suerte de disponer de un millón de dólares para gastar, hay un montón de dispositivos de seguridad espectaculares que hacen cosas increíbles, incluyendo ayudar a deshacerte de ese exceso de presupuesto…

Autor , ESET

Síguenos