Dispositivos móviles plantean retos de seguridad a personas y empresas

La venta de dispositivos móviles es cada vez mayor gracias a los bajos precios y por las facilidades de movilidad que ofrecen. Importantes consultoras han predicho que este crecimiento seguirá, lo cual plantea retos para la seguridad de la información.

De acuerdo a un estudio publicado por Gartner, para 2013 se espera que las ventas en el segmento de las computadoras de escritorio y portátiles disminuya un 7.6%. Esta tendencia de decrecimiento continuará cada año haciéndose más fuerte. El estudio remarca que estos cambios no se deben tanto a la economía sino a un cambio de hábitos en los consumidores.

En el caso de dispositivos móviles se pronostica que las ventas de tablets durante este año crecerán un 70% y en cuanto a los smartphones el crecimiento se espera sea de un 7%, con una tendencia de crecimiento para los próximos años. El análisis de sistemas operativos, también publicado por Garnter, lo hacen integrando los datos por fabricante y muestra un crecimiento sostenido de Android y que lo sigue dejando por encima de sistemas operativos basados en Windowds y MAC OS X/iOS.

Además de acuerdo a un estudio realizado por Tata Consultancy Services (TCS), que fue presentado a finales del año pasado, las transacciones de ventas que se realizan a través de dispositivos móviles crecerán hasta llegar a que un 58% de los usuarios latinoamericanos utilicen su dispositivo para hacer este tipo de transacciones en el 2015. En este mismo informe destacan lo importante que se ha convertido para las empresas contar con una estrategia corporativa que involucre las interacciones realizadas de los consumidores a través de los dispositivos móviles.

Todas estas cifras plantean retos tanto para las empresas como para los usuarios en la gestión de la seguridad de la información. En el caso de las empresas el desafío que se les presenta es doble, ya que deben adecuar sus estrategias de relación con los clientes para incluir acciones comerciales enfocadas en entornos móviles. Además desde la perspectiva interna, para las empresas es muy importante garantizar la seguridad de su información dado que el crecimiento en el uso de dispositivos móviles pone en evidencia los retos de seguridad para las empresas a partir de BYOD. Ya sea controlando si no se permite el uso de dispositivos móviles al interior de la empresa, o gestionando el uso correcto de los mismos en caso de permitirlo.

Por otra parte, es una realidad para los usuarios garantizar la seguridad de su información personal. Si bien ya presentábamos el año pasado como tendencia para 2013 el crecimiento vertiginoso del malware en dispositivos móviles, apoyado en la adopción creciente de este tipo de dispositivos, las cifras presentadas dejan ver que ya es una realidad y que seguirá creciendo. Por lo tanto queda un escenario para que los ciberdelincuentes se aprovechen de esto para tratar de incrementar sus ganancias a costa de aquellos usuarios que no se protejan adecuadamente. Por lo tanto, sabiendo el panorama a enfrentar y siendo conscientes de los retos, es una responsabilidad actuar para estar protegido.

seguridad_dispositivos_moviles_academiaeset

Autor , ESET

Síguenos